El sábado 24 de marzo, coincidiendo con el comienzo de la Semana de Música Religiosa de Cuenca, un evento de carácter internacional que ha cumplido 57 ediciones, los alumnos de Aulas viajaron hasta la ciudad de Cuenca para escuchar un concierto de canto gregoriano y órgano en la catedral.

La experiencia resultó memorable. La interpretación de En Festo Annunctiationis Beate Mariae Virginis, de la mano de Schola Antiqua, bajo la dirección de Juan Carlos Asensio y acompañados al órgano por Javier Artigas, fue un regalo para los sentidos. Un auténtico lujo en un marco incomparable como la catedral de Cuenca.

Durante la primera jornada los alumnos tuvieron tiempo para pasear por las calles de Cuenca, visitar su Museo de Arte Abstracto y los puntos más emblemáticos de la ciudad, degustando además su típica gastronomía.

Durante la mañana del domingo 25 se realizó un amplio recorrido hasta la parte más alta para contemplar los miradores sobre la Hoz del Júcar y la del Huécar, descender por el Tribunal de la Inquisición, Iglesia de San Pedro, Convento de las Carmelitas, antiguo colegio de San José…hasta llegar a la Plaza Mayor y las Casas Colgadas, un visita realizada de la mano de un experto guía, que pormenorizó en cada uno de los detalles sobre la historia local.

La visita permitió también contemplar el paso de la procesión de la Borriquilla del Domingo de Ramos y su entrada en la catedral. La comida se llevó a cabo en una población cercana; Cañada del Hoyo, en donde pudieron degustar una sabrosa comida y visitar brevemente las lagunas cercanas antes de volver hacia Elda.

Una nueva experiencia cultural que ha permitido aunar conocimiento y fraternidad entre los alumnos de Aulas.